Título hero plantilla

Subtítulo plantilla

coaching online

Cómo hacer una sesión de coaching online perfecta. 

Seguro que le estás dando vueltas a empezar a dar tus sesiones de coaching online, ¿a que sí? Sin horarios fijos, tranquilito desde tu casa/ofi, sin tener que desplazarte, pudiendo atender a gente de todo el mundo… ¿Suena bien verdad? Pues si lo vas a hacer, procura hacerlo por todo lo alto y como un pro.

Aprovecha el ahorro de tiempo que supondrá trabajar a tu ritmo y el ahorro de costos que supondrá no tener que pagar alquileres de espacios ni sus correspondientes facturas. Asegúrate de invertir bien tu tiempo y tus recursos para que tus sesiones de coaching online sean de 10. 

Recuerda, el fin último de esta modalidad de trabajo es brindarle a tus coachees el mejor de los servicios haciendo apenas imperceptible la desventaja de la pantalla y la distancia. 

Así que si eres un coach con ese cariz emprendedor, sigue leyendo porque esta breve guía para hacer sesiones de coaching online te será de tremenda utilidad. Aquí no encontrarás lo básico sino una buena radiografía de cómo llevarlo a cabo.

Coaching online, cómo hacer una sesión de 10.

Una sesión de coaching online exitosa requiere de la mejor velocidad de internet. 

Primero lo primero, necesitas un internet excelente. No te vale un “buen internet”, ni que vaya “rápido” a secas. 

No te conformes con una conexión a internet por debajo de los 150 Mbps. La distancia de la pantalla la notarán los coachees de una manera exponencial si cada dos por tres la sesión se ve interrumpida o pausada, aunque sea por un lapso de tiempo de un par de segundos. Perder esa fluidez y naturalidad con tu coachee repercutirá negativamente en el rendimiento de la sesión. 

Así que apunta a fibras ópticas que te den una velocidad de 150 Mbps en adelante. Si verdaderamente quieres que vaya como la seda, no escatimes, atina a una velocidad de 300 Mbps, podrás tener varios dispositivos conectados y programas abiertos (que beban del internet) sin temor a perder velocidad o calidad de la imagen durante tus sesiones de coaching online. 

Escoge tu entorno con cuidado.

Nada de entornos sin iluminación natural, eso está vetado. Buscar entornos con iluminación natural, te darán una imagen más nítida y limpia, la luz natural brindará una sensación de calidez y cercanía a tu espacio de trabajo. Presta atención también a los detalles, nada de desorden o fondos que puedan distraer a tu coachee. Recuerda que todos los detalles involucrados a tu sesión han de ser excelentes para que comuniques gran profesionalidad.

Escoge la plataforma adecuada para tu sesión de coaching online.

Ten en cuenta que no todas las plataformas son iguales, algunas ofrecen más bondades que otras: mejor imagen, mejor experiencia del usuario, funciones como notas, compartir pantalla, subrayar elementos… Nosotros recomendamos usar Skype, Meet, Zoom o incluso Microsoft Teams, con chat, videollamada y la posibilidad de vincular la aplicación con herramientas externas, como las del paquete office o Trello que te puede ser de tremenda utilidad para gestionar tus sesiones y a sus coachees; puedes ponerles tareas, dinámicas, medir sus progresos y demás.

No descuides la webcam.  

No te conformes con la webcam que tengas integrada en tu portátil o con una que hayas sacado de algún cajón viejo. Lo volvemos a repetir, las sesiones de coaching online buscan disipar la distancia y afortunadamente la tecnología lo permite. Atina a webcams de 1080p como mínimo. Algo inferior, como 720p, te dará una imagen simplona y pixelada, y si te vas a dedicar al coaching online, necesitas de los mejores recursos. Y no temas, las puedes encontrar desde los 7€ (con micro incluido) hasta los 50€, así que, en cualquier caso, no representa una inversión descomunal y los resultados serán tremendos. 

Que se te vea bien… ¡Ilumina tu entorno como un pro!

Aunque la iluminación natural en conjunto con una webcam de 1080p te dé una buena imagen, debes de tener cuidado con la iluminación. Te vas a dedicar al coaching online, así que este aspecto es clave. A veces habrá reflejos que perjudiquen la imagen o puede estar nublado, así que la iluminación debes de cuidarla, porque le dará a tus sesiones un valor agregado frente a otros coaches (que no cuidan estos aspectos) y la sensación de lejanía será imperceptible. 

Cómo iluminar tus sesiones de coaching online con materiales caseros. 

Si estás empezando, este tutorial te encantará, ya que te enseñará a crear tú mismo los materiales necesarios para iluminar tus sesiones con cosas que tengas en casa y haciendo una inversión más pequeña. 

Cómo iluminar tus sesiones de coaching online con luces pro, pero económicas.

Si ya estás un poco más avanzado o cuentas con los recursos para invertir en este aspecto (cosa que recomendamos más) este video te servirá ya que lo explicará todo al detalle a base de productos de iluminación que no son tan caros. Es muy útil si desconoces los temas de videografía e iluminación.

Y que se te oiga aún mejor.

Como no, si el tema visual es importante, lo del audio puede que lo sea aún más, al fin y al cabo, es la verdadera esencia del coaching online, así que asegúrate de conseguir un buen micrófono.

El tema de los micrófonos buenos es tan importante como complejo, no es fácil escoger el ideal si se desconoce sobre este mundillo. En este aspecto ahorrar va a ser un poco más complicado ya que son equipos más costosos, aunque claro, hay de todo y las promos acechan en cualquier esquina. El micrófono es fundamental para que las sesiones se sientan como si estuviesen en persona, así que este será un recurso muy importante en el que tendréis que realizar una inversión de calidad. Aquí os dejamos un artículo perfecto para guiaros y además con recomendaciones de productos de una gran calidad y en horquillas de precios muy variadas, desde los 50€ hasta casi 200€. 

Ojo con el vestuario.

Recuerda que el 70% de la información que recibimos de una persona en nuestra primera impresión, viene dada por la imagen que presentamos. Cuando estamos en una situación en la que vamos a ayudar a gente a progresar, ese proceso de evaluación no está sujeto solo a la primera impresión. Como coaches hay que impactar y transmitir una imagen impecable a diario. 

Es importantísimo, usa pantalones. Suena a un consejo absurdo, pero no lo es. Aunque, “a primeras” solo te vayas a ver de mitad para arriba no es profesional tomarse las sesiones tan a la ligera y permitirte el lujo o capricho de no llevar pantalones porque “no se verán”. Además, el buen coaching requiere también de dinamismo y pragmatismo durante las sesiones, por lo que más de una vez te tendrás que poner de pie e invitar al movimiento.

Así que ya no hay excusas para comenzar a hacer tus sesiones online, con esta pequeña guía de iniciación ya tienes los primeros pasos para lanzarte y comenzar a probar esta nueva modalidad que cada día más sigue siendo tendencia en el coaching profesional.

Scroll al inicio